Inicio   |   Login   |   Registrarse   |   Quienes Somos   |   Contacto   |   STAFF     
BOTONERA EN IMAGEN
 
 
 
Facebook Twitter
   Colaboración

¿Es la frigidez una manifestación del goce femenino?
  Por Carolina Rovere
   
 
Cuando pronunciamos el término “frigidez” todos sabemos que nos estamos refiriendo a un problema que concierne a las mujeres, o mejor dicho, a algunas mujeres. Así como cuando hablamos de impotencia inmediatamente pensamos en los hombres.
Mi interés por la problemática del goce femenino, concepto tan importante para la clínica del Psicoanálisis, hace que me interrogue sobre algunas manifestaciones sintomáticas que son muy viejas en el tiempo, pero que aún hoy persisten. A las mujeres les cuesta mucho confesar la frigidez, sobre todo porque la mujer puede disimular bastante bien, algunas mejor que otras, su goce. El hombre no puede engañar en este punto, si un hombre está gozando es obvio. De todos modos la impotencia masculina no necesariamente habla de que a ese hombre no le interese esa mujer, a veces es todo lo contrario, le importa y mucho, y frente a tanto deseo se produce una inhibición. Pero este no es el tema que me convoca hoy. Continuemos con la frigidez.

Me interesa realizar un aporte que no es de ninguna manera sexológico, sino pensar este fenómeno desde la clínica del Psicoanálisis y lo femenino.
En el libro Caras del goce femenino1 propongo que el encuentro con el goce femenino se da en la mujer desde pequeña, siendo niña. La niña en primera instancia, ubica su goce fálico, o del clítoris que es un terreno masculino. Este momento es fundamental y fundacional en las mujeres quienes necesitan pasar por esta etapa masculina para luego posicionarse desde un lugar femenino, pero el encuentro con el goce femenino no se hace esperar en la niña, que goza de su cuerpo, del movimiento y de lo ilimitado en experiencias que a veces suelen tener características de extravío y desorientación, traduciéndose así en una complicación.

El goce femenino es en el cuerpo, nos dice Lacan2, es decir es ilimitado, no se restringe al órgano fálico, sino a todos los lugares del cuerpo en donde la mujer puede hacer consistir una satisfacción. Y no me refiero solo a la satisfacción sexual llana sino también a ese cuerpo que sufre por síntomas conversivos que no tienen un fundamento orgánico sino más bien psíquico. Freud nos ejemplifica claramente esta particularidad cuando nos habla de las Histéricas.
Lacan define al goce femenino como “ilimitado”, todo lo que tenga que ver con lo ilimitado entonces se podría nombrar como femenino. Pero no es tan fácil, por no decir difícil para el sujeto confrontarse con algo que no tiene límite: asusta. El sujeto debe defenderse e intentará cercar, acotar el goce. Es más sencillo el goce restringido, limitado, circunscripto que tiene que ver con el goce fálico o masculino.

Por este motivo, separo dos momentos en relación con el goce femenino. Cuando la mujer “no sabe hacer aún”, y “el saber hacer”. Nadie nace sabiendo, y cada uno se las arregla como puede.
Cuando Lacan dice que la pregunta (inconsciente) de toda histeria es ¿Cómo goza una mujer?3 justamente se refiere a que no hay simbolización del sexo de la mujer, el sexo de la mujer es un vacío y que además, según nos transmiten los sexólogos y médicos, no tiene inervación nerviosa por lo tanto no hay sensibilidad como en cualquier otro lugar de la piel.
Este lugar del vacío del agujero que conforma la anatomía femenina, convoca a cada mujer a un aprendizaje en su propio goce.

¿Por qué me pregunto si la frigidez es una manifestación del goce femenino? Porque pienso que frente a lo ilimitado y no sabiendo qué hacer con eso, algunas mujeres pueden responder rechazando el goce, rechazo total frente a lo que no tiene medida. La frigidez entonces podría leerse como la barrera frente al goce femenino efecto del no saber qué hacer con eso. Barrera o muro de contención porque la mujer sabe muy bien que lo ilimitado implica el desborde, la devastación y el extravío. La frigidez sería un modo de protegerse frente a lo que se presenta como peligroso, respuesta que algunas mujeres de hoy y de ayer encuentran como única salida posible.

¿No es llamativo que hoy sigamos escuchando estos fenómenos cuando hay tanta libertad sexual? ¿Por qué persiste cuando pareciera que no existen más inhibiciones y frenos sociales?
El psicoanálisis nos puede aportar un modo de leer estos fenómenos. Si una mujer desea introducirse en la experiencia de un análisis, indefectiblemente se encontrará con su modo singular de haber respondido y responder por el encuentro con el goce femenino. Y si esa modalidad ha sido la del rechazo, entonces un análisis puede ser una salida interesante para poder asumirse en este goce de una manera que no la mortifique, y así hacer con el goce femenino un encuentro vital que haga digna su existencia en tanto mujer.
___________________
1. Carolina Rovere, Caras del goce femenino, Buenos Aires, Letra Viva, 2011; Pág.58.
2. Jacques Lacan, Seminario 20 Aún (1972-73), Buenos Aires, Paidós, 1995.
3. Jacques Lacan, “La pregunta histérica I” en Seminario 3 Las psicosis (1955-56), Buenos Aires, Paidós, 1995; pág. 244-245.
 
 
© Copyright ImagoAgenda.com / LetraViva

 



   Otros artículos de este autor
 
» Imago Agenda Nº 192 | octubre 2015 | En red-a-dos 
» Imago Agenda Nº 188 | enero 2015 | ¿Qué quiero? 
» Imago Agenda Nº 179 | marzo 2014 | Posiciones del hombre frente al amor 
» Imago Agenda Nº 174 | septiembre 2013 | Un análisis hace posible 
» Imago Agenda Nº 172 | julio 2013 | Las buenas mozas: ¿se echan perder?  
» Imago Agenda Nº 157 | febrero 2012 | Violencia entre los sexos: una falla en el amor 

 

 
» Fundación Tiempo
PASANTÍAS GRATUITAS CUATRIMESTRALES  Observación de admisiones. Supervisión clínica. Inicio en Agosto
 
» Fundación Tiempo
POSGRADOS EN PSICOANÁLISIS CON ATENCIÓN RENTADA DE PACIENTES  Inicios mensuales. Duración: 12 meses. Derivación de pacientes sin tope fijo.
 
» El Kaso Dora
La Comedia Teatro  Lunes 20:30hs
 
» Fundación Tiempo
FORMACIÓN Y ASISTENCIA EN PRIMERA INFANCIA  POSGRADO EN ATENCIÓN TEMPRANA CON PRÁCTICA ASISTENCIAL
 
» AEAPG
Agenda de Seminarios a Distancia 2019  comienzan en Junio
 
» La Tercera
Seminarios y actividades 2019  Sábados, 10:30 - 14:00 hs. salvo donde se indica
 
» AEAPG
Curso Superior en Psicoanálisis con Niños y Adolescentes  Inscripción 2019
 
» Centro Dos
La Formación del analista  El analista y su práctica - actividad no arancelada
 
» Fundación Tiempo
Curso de inclusión en la escuela con práctica rentada  Inicia 1 de Abril de 2019
 
» Centro Dos
Conferencias de los martes  martes 20:30 - entrada libre y gratuita
 
» Centro Dos
Seminarios Clínicos  Primer cuatrimestre
 
» Centro Dos
Talleres Clínicos  Primer cuatrimestre
 
» Fundación Tiempo
Posgrados en Psicoanálisis con práctica analítica  Inicios mensuales. Duración: 12 meses.
 
Letra Viva Libros  |  Av. Coronel Díaz 1837  |  Ciudad de Buenos Aires, Argentina  |  Tel. 54 11 4825-9034
Ecuador 618  |  Tel. 54 11 4963-1985   info@imagoagenda.com