Inicio   |   Login   |   Registrarse   |   Quienes Somos   |   Contacto   |   STAFF     
BOTONERA EN IMAGEN
 
 
 
Facebook Twitter
   Colaboración

Por Manfredo Teicher
Dos cuentos que cuentan
  (Los dos principios)
   
  Cierto día apareció una criatura humana en un ambiente poblado de criaturas humanas. Quería, sentía la necesidad de sa­tisfacer cual­quier capricho, e inmediatamente. De lo contrario, experimentaba un intenso dolor que no quería soportar, y este dolor creaba en ella una aterradora fuerza, devastadora y destructiva. Como a todas las criaturas humanas les ocurría lo mismo, el final se presentó antes de comenzar la historia. Alguien llamó a este cuento “Bajo el principio del placer”.
  ver mas

 

   Colaboración

Por Martín. H Smud
El sueño de la elección del sexo
 
   
  El día que me convertí en mujer fue un día como cualquiera. Estaba en una reunión de equipo donde se realizaban las derivaciones de los pacientes después que se hubieran hecho las admisiones, y la admisora estaba derivando pacientes cuando comenzó a contar un caso de un adolescente que quería atenderse con una profesional mujer, y yo dije, quizás sin pensarlo, que era el apropiado. Luego que las cosas pasan, uno se pone a pensar si no hubieron antecedentes, indicios de esta sorpresiva transformación, y claro, ya sabiendo que es lo que uno busca, esos indicios aparecen, y aparece tanta cantidad, y diversidad, que es increíble el no haberlos observado antes.
  ver mas

 

   Colaboración

Por Isabel Monzón
¡Que te han hecho, probre criatura!
 
   
  En su carta a Fliess del 22 de diciembre de 1897, Freud cita un verso del poema de Goethe “Mignon”: “¡Qué te han hecho pobre criatura!”. Lo hace a continuación de contarle a su amigo que una paciente, a sus dos años de edad, había sido sexualmente abusada por el padre de manera brutal. Así como en la correspondencia con Fliess se pueden seguir paso a paso las reflexiones que, derivadas de su clínica, Freud día a día iba haciendo, así también lo vemos construir sus teorías. En este caso la de la seducción, cómo opera el trauma, las elaboraciones sobre las neurosis. Su lucha, en fin, para encontrar las claves de los dolores en el alma de sus “histéricas”.
  ver mas

 

   Colaboración

Por Edgardo Feinsilber
Lógica del artificio analítico
 
   
  A la relación entre los participantes del artificio analítico la llamamos transferencia, sosteniéndose por lo que durante un tiempo Lacan llamó “deseo del analista”. Pero si “el concepto de transferencia dirige la manera de tratar a los pacientes, y a la inversa, la manera de tratarlos gobierna el concepto”, del “concepto-fundamento” (Grundbegriff), entonces la transferencia en tanto deseo del analista es lo que éste quiere hacer de su analizante y lo que quiere que éste haga de él, como lo sostiene Lacan en el llamado Seminario XI.
  ver mas

 

   Lacan y el cine

Por Daniel  Zimmerman  y María Bernarda Pérez
Lacan con Buñuel
 
   
  Lacan escribió “Kant con Sade” originalmente como prólogo a La filosofía en el tocador. A partir de la Crítica de la Razón Práctica, y del callejón sin salida que se le plantea a Kant al ignorar que la ley moral sirve de apoyo al goce, Lacan establece la concordancia entre la moralidad y Sade. El acercamiento a la obra de Sade permite, a la vez, situar el punto donde su autor mismo se detuvo: el punto en que ley y deseo se anudan. Al ser supremo en maldad que propone Sade le faltó el Mal absoluto: de la transgresión de todo límite humano que propone en su teoría, el divino marqués imagina franquear ese límite.
  ver mas

 

   Problemas y controversias

Por Juan Bautista Ritvo
Tres modos de Carencia: vacío, agujero, abismo
 
   
  En una reciente conferencia dedicada a las relaciones del psicoanálisis y la filosofía, Alain Badiou1, al sostener que la verdad no es adecuación entre el pensamiento y lo real sino separación, dijo“entre el pensamiento y lo real hay agujero (trou), abismo (abîme), vacío (vide)”. Me llamó la atención que, aunque la expresión fuera ad hoc, haya Badiou asimilado, como si se tratase de meros sinónimos, estos tres términos. No obstante, no me parece una asimilación casual en su filosofía, que funda en la noción de vacío matemático una ontología, una ética, una estética.
  ver mas

 

   Entrevista

Por Emilia Cueto
Armando Bauleo
  De Pichon a Italia y de lo grupal a la desmanicomialización
   
  Pichon Rivière fundó la Escuela de Psicología Social en el ‘59, y usted se incluyó muy poco tiempo después de dicha fundación. Claro. Antes de la Escuela de Psicología Social, Pichon había fundado una Escuela de Psiquiatría Dinámica, es decir, había dado otra visión sobre la psiquiatría. Y en esa otra perspectiva, ya estaba incluida la utilización de los grupos. Era muy interesante como estaba planteado, también el cuerpo de profesores, dado que ya en esos momentos era multidisciplinario.
  ver mas

 

   Psicoanálisis y Tecnociencia

Por Jorge Alemán
Tecnología: Rizoma: Discurso capitalista
 
   
  I. Ya no hay ciencia. Su régimen de saber pertenecía al mundo moderno y “fordista” de la producción capitalista. II. Se llama tecnociencia a la hibridación definitiva que se extiende en forma planetaria a través de sus distintos efectos. Esta hibridación surge de la imbricación entre el modo de producción capitalista, “lalengua” y la producción de subjetividades ordenadas metafísicamente.
  ver mas

 

   Discurso capitalista y psicoanálisis

Por Carlos Brück
Ajuste de cuentas
 
   
  I) Ajuste: Aunque no pueda ser considerada con la certeza de una aporía, algo de rotundo tiene esta suposición que quisiera plantear: el sistema capitalista se ha devorado mucho más al psicoanálisis que lo que este ha logrado maniobrar en relación al Amo en cuestión. Por supuesto que el Amo del que hoy se trata no es (nunca lo ha sido) un término a secas sin mayor expresividad. Por el contrario, el establecimiento neoliberal, el sistema, como suele decirse, es una cierta modalidad perversa de aquello que como posición de discurso es inevitable, pero que como proposición en curso puede variar, puede cambiar de acuerdo a los tiempos que corren.
  ver mas

 

   Discurso capitalista y psicoanálisis

Por Ana María  Gómez
El psicoanálisis, marca registrada
 
   
  Sabemos que la tendencia generalizada de los seres humanos es suponer que el mundo comienza cuando cada uno adviene a él. Así, Federico, un niño de once años preguntaba a su padre si cuando él era niño el mundo era en blanco y negro. Su padre le interroga por qué habría sido así y el niño le respondió que porque en esa época la televisión era en blanco y negro. O sea, el color nació con él y con su mundo de objetos conocidos. Con el concepto de capitalismo ocurre algo similar: todo indicaría que cada época se adjudica su advenimiento y la nuestra también lo hace, al punto de nominarlo, en algunos casos, “neocapitalismo”.
  ver mas

 

   Discurso capitalista y psicoanálisis

Por Sergio  Rodríguez
La autofagia del discurso capitalista
 
   
  En dos textos fundamentales para analizar las dificultades que sufre el género humano, –“El malestar en la Cultura” y “Psicología de las masas y análisis del yo”–, Freud plantea dos paradojas que deberíamos cuidar para evitar que nos saquen del purgatorio para llevarnos al infierno. Ellas son: 1) Que para vivir en sociedad se torna imprescindible reprimir deseos y rechazar, o al menos limitar, goces antisociales. Consiguientemente inhibir, o en el mejor de los casos sublimar, las pulsiones que los alimentan. 2) Que no hay organización artificial de masas que no se estructure por identificación a sus liderazgos e ideales. Los que pasan a funcionar como inductores de identificaciones entre los individuos de esa masa organizada. Masas no organizadas artificialmente resultan sólo de situaciones de caos y estampidas transitorias.
  ver mas

 

   Discurso capitalista y psicoanálisis

Por Isidoro  Vegh
El psicoanálisis en el horizonte de nuestro tiempo
 
   
  Los párrafos siguentes antecedieron a la presente publicación. Sus letras anudan sucesos trágicos acaecidos en la proximidad de su respectiva aparición. Hoy, en lectura retroactiva, son anticipos de una encrucijada que confirma sus predicciones. Que su lectura sea de vigencia sostenida la confirmará el lector atento al horizonte que nos implica, si relanza una reflexión que incite a un acto mejor. La práctica del analista y sus interrogantes hacia fin de siglo: Los interrogantes de la práctica se dirigen a nosotros, analistas.
  ver mas

 

   Discurso capitalista y psicoanálisis

Por Germán García
¿Existe un discurso capitalista?
  Icertidumbre y responsabilidad
   
  Los que frecuentan la enseñanza de Jacques Lacan reconocen en la designación “cuatro discursos” la articulación permutativa de la fantasía y el lenguaje, en una estructura cuaternaria al estilo del grupo de Klein. El discurso analítico (uno de los cuatro) explicitaría la producción de la fantasía como el lugar del analista, en tanto por la transferencia es parte del “concepto” de inconsciente. Jacques Lacan, después de afirmar que sólo existen cuatro discursos, un día introdujo una joroba en su elegante permutación: le llamó discurso capitalista. Esta quinta pata del gato resulta de la cola del llamado “discurso amo”, causa eficiente de los otros. La petición de principio de Hegel, en lo que hace al siervo y al señor –convertida por Kojéve en amo y esclavo– tiene aquí una función “performativa”.
  ver mas

 

   Presentación

Por Alberto Santiere
Presentación de Discurso capitalista y psicoanalisis
 
   
  Cuando Leandro Salgado eligió el Caballo de Troya como ilustración del número precedente, facilitó (fuera de todo oportunismo cinematográfico) una idea que grafica el atravesamiento discursivo que hoy nos convoca. Es el discurso capitalista, un “virus troyano” con brillo fálico que se impone desde fuera –maquinaria implacable productora de deseos, sentimientos, adicciones, anestesias y consenso de pensamiento único– como desde dentro del sujeto. Envoltorio de un regalo (¡caro!) que crece al galope del rechazo a las diferencias, de la ilusión del Todo asequible, del horror a la castración; y ofrece la completud que vacía, consume, oculta la división subjetiva, mata.
  ver mas

 

 
» AEAPG
Agenda de Seminarios a Distancia 2019  Comienzan en Agosto
 
» Centro Dos
Conferencias de los martes  martes 20:30 - entrada libre y gratuita
 
» Fundación Tiempo
Posgrados en Psicoanálisis con práctica analítica  Inicios mensuales. Duración: 12 meses.
 
» La Tercera
Seminarios y actividades 2019  Sábados, 10:30 - 14:00 hs. salvo donde se indica
 
» AEAPG
Curso Superior en Psicoanálisis con Niños y Adolescentes  Inscripción 2019
 
» Centro Dos
Seminarios Clínicos  Segundo cuatrimestre
 
» Centro Dos
Talleres Clínicos  Segundo cuatrimestre
 
» Centro Dos
Seminario 8 de Jacques Lacan  Segundo cuatrimestre
 
Letra Viva Libros  |  Av. Coronel Díaz 1837  |  Ciudad de Buenos Aires, Argentina  |  Tel. 54 11 4825-9034
Ecuador 618  |  Tel. 54 11 4963-1985   info@imagoagenda.com